Los tres cerditos…

Los que conocen nuestro día a día en las redes sociales, han ido descubriendo que el colegio de mis hijos es un poco distinto al resto… aprenden lecciones de historia a través de representaciones teatrales, celebran el día mundial de las matemáticas con competiciones online, celebran varias ferias benéficas al año para ayudar a los más necesitados o el día del deporte en el que cada una de las “casas” compiten con el resto para conseguir el trofeo anual.  Por eso no me sorprendió nada cuando Lucia apareció hace unos días diciendo que tenía un concurso de tartas el ultimo día de cole.

Ainsss…. Mirad que yo me lanzo con todo, pero cuando me explicó que teníamos que decorarla y todo me empecé a preocupar, Lucia no paraba de decir que teníamos que hacer la tarta más espectacular del mundo y yo no soy de las más duchas en la materia del fondant, pero bueno que pasara lo que tuviera que pasar, lo importante es que la enana se divirtiera un rato con la que escribe y ya se vería el resultado.

Estuve tres o cuatro días dándole vueltas a mi cabecita, pensando en que diseño podía ser lo suficientemente sencillo para que la enana lo hiciera sin problemas y original para un concurso como este. Y un día colocando los álbumes en casa se me encendió la bombillita… “¡Lucia! y si hacemos la tarta de los cerditos en la piscina, ¿Qué te parece?”.

Inciso de mamá: Un diseño que escogimos para el cumple que celebramos en una granja hace un par de años  y que tuvo tanto éxito que siempre pensé en que teníamos que repetir.

“¡Genial mamá! ¡Qué idea tan original, seguro que a nadie se le ocurre!”

Adjudicado, teníamos la idea, pero ahora… ¿Cómo la hacíamos? Jajajaja…

No podía ser muy complicado y aunque estoy segura de que a los profesionales en la materia les parecerá escueta la lista de cosas necesarias que os voy a dar, os aseguro que no se necesita nada más.

Confesión de mamá: tengo que ser sincera y decir que no tenía muy claro por dónde empezar, nunca había modelado figuritas de fondant y no tenía ningún utensilio para hacerlo, tampoco sabía si el chocolate que iba a hacer de lodo iba a escurrirse o derretir las paredes cuando lo pusiera incorporara caliente al pastel, vamos, que estaba bastante asustada de cómo iba a salir el invento, pero enseguida me di cuenta que era muy sencillo y que podía salir algo muy chulo 🙂

En fin… vamos a lo que vamos. ¿Qué vamos a necesitar?

*Un bizcocho redondo.

Inciso de mamá: El bizcocho puede ser a vuestro gusto. De yogurt, de chocolate, bicolor, de colores, de un piso o de varios… (nosotras ya os hemos dejado alguna recetilla por el blog)

Solo tiene que cumplir un requisito obligatoriamente. Tiene que ser en altura un poco más bajo que una barrita de kit-kat, sino tendréis que cortarlo un poco.

*Cobertura de chocolate.

*Masa de fondant rosa.

IMG_7654654

*Chocolatinas Kit-kats.

Inciso de mamá: Las barritas que necesitéis dependerán del diámetro de bizcocho que vayáis a hacer.

*Una base para poder montar la tarta

*Pegamento comestible. (opcional, no obligatorio)

IMG_54154

*Un lazo.

*Un palillo.

*Un pincel pequeño.

Y de manera opcional…

*Masa de fondant negro.

*Ojos de azúcar.

IMG_545464

¿Empezamos?

Como no podía ser de otra manera, Lucia me puso un “hándicap” más, no le bastaba con un bizcocho de chocolate decorado de la mejor manera y lo más parecido a un lodazal con cerditos buceando en él, además, quería que cuando el jurado cortase el bizcocho, viera que éste era tricolor 🙂

Comentario de mamá: Esa misma cara que estáis poniendo vosotros/as fue la misma que puse yo cuando me lo dijo… ya lo habíamos intentado en alguna ocasión, pero la paciencia de una niña de 5 años y la de la madre de una niña de 5 años no fue lo suficientemente resistente a un reto de esas características, eso de tener que hacer uno a uno el bizcocho de cada color para luego unirlos con “buttercream” nunca se consiguió en casa.

Pero yo no soy una persona que se rinde fácilmente y si hay libros para “tontos” que explican Excel, wordpress o algebra lineal, tiene que haber algo que ayude a los paletos como yo a hacer un bizcocho tricolor…. Y señores…. lo hay, lo encontré en el corte ingles… este bizcocho iba a ser ESPECTACULAR.

IMG_44646   IMG_3654

PASO 1: Hacemos el pastel. (estoy segura que tenéis mil recetas de bizcochos en casa, sino como he dicho antes en nuestro blog podréis encontrar alguna receta sencilla)

IMG_999995  IMG_99999

ÇIMG_6666  IMG_5555

PASO 2: Una vez que tenemos el bizcocho horneado y frio lo sacamos del molde.

PASO 3: Ponemos a baño maría la tableta de cobertura de chocolate. (nosotros usamos la de Nestlé postres 😉 )

IMG_6523

PASO 4: Con un poco de la cobertura de chocolate liquido adherimos el bizcocho a la base.

Inciso de mamá: si vais a hacerlo de varios pisos, los vais uniendo con el mismo chocolate.

PASO 5: Con una espátula extendemos por los laterales del bizcocho parte de la cobertura de chocolate templada.

IMG_36512

PASO 6: sin perder excesivo tiempo vamos pegando en los laterales del bizcocho y de dos en dos para que sea más sencillo las barritas de kit-kat hasta haber rodeado la totalidad del diámetro del pastel.

IMG_9654

Consejo de mamá: hay que aprovechar que la cobertura de chocolate siga caliente para hacer este paso, pues es el que va a actuar como pegamento entre las barritas y el bizcocho.

Consejo de mamá: si no os sentís muy confiados de que el chocolate funcione como pegamento existen pegamentos comestibles en cualquier sitio especializado en repostería, incluso en el corte ingles.

PASO 7: Cuando tengamos la cerca terminada, la rodeamos con un lazo para que quede bonito y ayude a que ninguna tableta de kit- kat rebelde se “escape”.

IMG_654

PASO 8: Comenzamos con los cerditos…..

Cerdito tumbado.

Primero hacemos la carita.

Cogemos un trozo de fondant y hacemos una bolita de más o menos del tamaño una pelota de ping pon. La redondeamos entre las palmas de las manos para que quede una bolita redonda y lisa.

IMG_8771

La dejamos en un plato o algo plano mientras seguimos con el proceso.

Cogemos un trocito pequeñito más de fondant y lo moldeamos para el hocico. Con un palillo le dibujamos los dos orificios que harán de nariz.

Con un pincel o el mismo dedo humedecido en agua, lo pasamos por la parte de atrás del hocico y lo pegamos en la cara.

IMG_36574

Con una cuchara dibujamos la sonrisa del cerdito.

IMG_36988

Podemos hacer dos tipos de ojos al cerdito.

Comprando los ojos en establecimientos de repostería que pegamos con un poquito de agua o pegamento comestible.

Haciendo dos agujeritos con un palillo. (si tenemos fondant negro, podemos rellenar los agujeritos hechos con el palillo con una bolita pequeñita que pegaremos con un poco de agua en un pincel o pegamento comestible)

Para las orejas cogemos dos trocitos pequeñitos de fondant, los unimos a la cara con un poco de agua o pegamento comestible y moldeamos con forma triangular.

I;G_3542

Vamos con la barriga.

Cogemos un trozo de fondant un poco más grande del usado para la cabeza, lo moldeamos entre las palmas de la mano para dejarlo redondo y liso.

IMG_8771

Con el palillo hacemos un agujero un poco más abajo del centro.

IMG_8772  IMG_8773

Lo dejamos reposar en un plato o algo llano.

No nos olvidemos de las pezuñas….

Cogemos cuatro trocitos de fondant rosa y lo moldeamos de manera circular.

IMG_8778

Lo aplastamos levemente y con una cuchara marcamos la mitad del círculo.

IMG_3542  IMG_8779

IMG_8780

También las dejamos en el plato para que repose un poco la masa mientras seguimos trabajando.

Cerdito con el culo en pompa.

Cogemos una porción de fondant rosa y lo moldeamos con las palmas de la mano para que salga redonda y lisa.

IMG_8771

Con el palillo hacemos un agujero en la parte del centro superior y justo debajo marcamos una línea vertical con una espátula o cuchara grande.

IMG_8774   IMG_8775

IMG_8776    IMG_8777

IMG_12356

Cogemos una miguita de fondant rosa y hacemos como un pequeño gusano, lo enrollamos y con un poco de agua en un pince lo pasamos por encima del agujero y unimos el rabito.

Una vez terminado lo apartamos en una zona lisa mientras seguimos.

Cerdito sentado.

La cabeza.

Seguimos los mismos pasos que para el cerdito tumbado.

Para la barriga.

Seguimos los pasos que para el cerdito tumbado.

Para los brazos.

Cogemos dos trozos de fondant y lo moldeamos como un cilindro y lo pegamos al cuerpo con un poco de agua en el pincel o con el mismo dedo.

IMG_876546    IMG_321456  IMG_3543

Así escrito parece más complicado de lo que es, os aseguro que no hay que ser un escultor o un manitas para poder hacer esto

PASO 9: Vertemos el resto de cobertura de chocolate dentro de la cerca de kit kat que va a imitar el lodo donde se bañan nuestros cerditos.

IMG_6521

PASO 10: Aprovechando que la cobertura de chocolate aun esta templada, colocamos a nuestros cerditos como queramos para que se adapten un poco a la forma del lodo y lo dejamos enfriar.

IMG_54654    IMG_54647

IMG_7854

IMG_9874

No me digáis que el resultado no es espectacular, parece mentira que sea la primera vez que hacemos algo en serio con el fondant, ¿verdad?

IMG_6542123

Además, os voy a contar un secreto, esta tarta es perfecta para novatos en materia de decoración de pasteles con fondant, los defectos se pueden esconder entre la cerca y el lodo, nadie se enterará de que el bizcocho no ha salido redondo, o que una capa es más estrecha que otra.

No podéis imaginar la cara de satisfacción que tenía Lucia el día “X”, su ego se iba haciendo más y más grande a medida que los niños con los que se cruzaba de camino a clase se giraban o cuchicheaban que tarta tan espectacular.

IMG_4646

Al final quedo segunda, decía que no entendía como podían haber ganado unos “cup cakes” con tanto fondant que quien los comiera no podría levantarse en tres días, pero como le dijimos nosotros, un segundo puesto es espectacular pero lo más importante era como se había divertido esa tarde de jueves haciendo cerditos con su hermano y conmigo.

Seguro que repetimos. ¿Os animáis?

Bs

Una ” gravity cake” a la española

El otro día Lucia tuvo un cumpleaños en MICROPOLIX, (¿os acordáis de nuestra entrada sobre esta mini ciudad infantil?) y como ya es mayor los papis no tuvimos entrar  pero si esperar cerca ya que la duración del cumple no era lo suficientemente larga como para que compensase volver a casa y volver 😦 .

 Así que Manu, Jorge y yo hicimos lo que hacía años que no hacíamos, pasear por un centro comercial y creedme si os digo que casi de inmediato nos  acordamos del por qué jajaja… ¡No se puede caminar!, la gente no se fija de lo que tiene más allá de sus narices y se choca constantemente con los demás, a Jorge le metieron dos mandobles que casi le tengo que ir a recoger a dos tiendas de donde ocurrió el suceso y si a esto le añadimos que el fin de semana en cuestión era el “Black Friday” os podéis imaginar que la cosa no mejora, ¿verdad?

Pero no todo fue tan negativo, justo cuando nos disponíamos a buscar un sitio donde merendar nos topamos con la tienda con la que todo goloso/chocolatero puede soñar.… “Lindt”, negocio donde se vende el mejor chocolate del mundo, ¿la conocéis? A lo mejor la tienda no pero sus chocolates………. mmm todo el mundo conoce esos bombones redondos con chocolate liquido por dentro…. 🙂 🙂 . Yo los conocí en Suiza hace muchos años, cuando mi padre vivía allí y os puedo asegurar que es uno de los pocos vicios del que no puedo escapar.

IMG_6218

Que tienda, que olor…. Jorge y Manu se pusieron a comprar bombones de todos los colores (cada color es un sabor) y cuando íbamos a pagar… ZAS! ¿”Sabéis que hay una promoción por el Black Friday de tres por dos en los productos de esa columna”?, mis ojos se giraron y ahí estaba….. “preparado de chocolate para hacer bizcocho”, “¡mi madre! un bizcocho de chocolate de lindt, como puede estar eso….”  (pensé),  el espíritu consumista se apoderó de mi y salimos de la tienda con un pack de tres preparados de chocolate, una bolsa grande de bombones y un par de tabletas de chocolate con almendras, ahora solo faltaba encontrar una ocasión para hacer tal delicatesen jajajaja

Y la ocasión llegó, más bien la busqué y  el mismo domingo por la tarde, con la excusa de tener que hacer los deberes y quedarnos en casa MI CABECITA ya encontró hueco para el pastel.

El proceso iba a ser sencillo ya que los ingredientes nos los indicaba la caja de lindt.

*3 Huevos.

IMG_5454

*200 gramos de Nata liquida.

*El súper preparado de cacao.

IMG_6223

 Os podéis imaginar que el proceso era sencillo, nosotros lo hicimos en la thermomix pero se puede hacer perfectamente con una batidora normal de casa.

*Precalentamos el horno a 175 grados.

*Mezclamos durante 3 minutos la nata, los huevos y el preparado.

IMG_6177   IMG_6179

*Untamos un molde de más o menos 20-22 cm de diámetro con mantequilla y harina.

IMG_6150

*Vertimos la masa (sin catarla demasiado J ) en el molde.

*Metimos el molde en el horno y lo dejamos unos 35 minutos a la misma temperatura.

IMG_6180

Y ya está….  Ñam, ñam, listo para comer….

Os quería poner aquí una foto del resultado del pastel, pero ha sido imposible porque en el transcurso de ir a por el móvil y volver a la cocina, alguien ya se había comido un trozo 😦

IMG_6201

Pero el sentido de este post no es enseñaros como se hace un bizcocho con un preparado de lindt jajajaja, sino lo que hicimos después, porque esta vez, esta madre que escribe, se sintió aventurera, lanzándose a hacer algo que había descubierto por internet y que le parecía súper original. 🙂

Esta vez,  ésta que escribe y sus pequeños bichos han hecho una tarta anti gravedad, 🙂  una idea de decoración que se puede aplicar a cualquier tarta, una idea súper chula, más fácil de lo que parece y que dejará a vuestros invitados  sorprendidos de vuestras habilidades culinarias. 😉

Yo que soy una novata en este tema de la cocina, sobre todo en la rama de pastelería y no conocía este tipo de tarta, pero leyendo blogs y páginas web para ver si había alguna manera más sencilla que otra de hacerla, he descubierto que las “gravity cakes” están muy de moda en las Américas (como siempre)  y que hay mil opciones,  unas muy simples (como la que vamos a enseñar aquí hoy) y otros mucho más complicadas que hasta requieren conocimientos de carpintería.

Qué vamos a necesitar.

* Lacasitos, m&m o cualquier tipo de bombón pequeño. (yo compraría un paquete grande y luego uno pequeñito.. ya veréis por qué)


*
Tres o cuatro paquetes de KIT KAT (depende del diámetro del bizcocho/tarta)

 IMG_6754

Si, lo sé… pero en el súper había oferta de 4×2 en Kit Kat. jajajaja

* Un par de pajitas de las duras.

* Chocolate para cobertura.

Paso 1: Para que el bizcocho quede un poco más vistoso, cortamos las barritas de KIT KAT a la mitad, las untamos con el chocolate de cobertura y los vamos colocando alrededor del bizcocho.

IMG_65754  IMG_6204

IMG_6206     IMG_6203

Recomendación de mamá: Nombrad como encargado de cortar el chocolate a alguien que no le guste demasiado esta chocolatina o que lleve aparato que le impida comer, sino te tocara invertir más en estas chocolatinas para que alguna llegue a formar parte de la decoración.

Recomendación de mamá (2): Os recomiendo que antes de empezar con la decoración (sobre todo si habéis decidido rellenarla con crema ) es dejar reposar el bizcocho o la tarta en la nevera un par de horas, así  la masa se asentará y después será más sencilla la decoración.

Paso 2: Una vez que sacamos la tarta de la nevera, clavamos las dos pajitas un poco inclinadas.

Paso 3: Si la cobertura de chocolate la tenemos fría, la templamos un poquito para que actué como pegamento.

Paso 4: vamos pegando los m&m en el bizcocho y  por las pajitas, asegurándonos que se van quedando bien pegadas. (la cantidad de m&m es a voluntad del consumidor, pero siempre es más vistosa cuanto más color tenga 😉 )

Inciso de mamá: No es una decoración difícil pero a la hora de pegar los bombones  en la pajita tenéis que tener un poco de paciencia y un poquito de buen pulso, conociendo a los míos en materia de la primera cualidad necesaria en este momento de la decoración, dejé a los enanos repartirse por el bizcocho y yo me dediqué  a los trabajos verticales.

IMG_6207 IMG_6208

Paso 5: untamos de chocolate en el interior de la bolsa de conguitos (aquí la idea de tener una bolsita pequeñita de m&m ya que por experiencia es más sencillo que se mantenga que una de las grandes) y la colocamos sobre las pajitas, asegurándonos que quedan bien sujetas.

IMG_584764

Paso 6: Volvemos a meter la tarta en la nevera para que todo se endurezca y quede perfecta.

 Este es nuestro resultado y yo creo (no porque sea nuestra 😉 ) que  ha quedado muy aparente, ¿verdad?

La tarde se pasó enseguida,  lo pasamos genial (un poco manchados también 😉 ) y teniais que ver la cara de estos dos bichitos cuando vieron como la bolsa ¡flotaba en el aire!, me encanta ver esa cara de inocencia con la que inspeccionan una y otra vez la tarta y el truco… Solo por eso  merece la pena hacer este tipo de tarta aunque sea por una vez.

 IMG_6217

¿Os animáis?

Bs

¡A la rica tarta!

Hace un par de semanas se celebró la cita anual de repostería en Madrid, EXPOTARTA, donde tanto los profesionales del sector como los fans de este tipo de cosas estaban llamados a participar en su tercera edición de la Casa de Campo de Madrid.

la foto-9.PNG

Podemos decir que EXPOTARTA nació con el fin de dar a conocer al mundo esa repostería tan creativa que está últimamente de moda y que ha viajado desde los EEUU para quedarse y enseñarnos todo sobre el mundo de la tartas de fondant, decoración de galletas, material de pastelería, el modelaje o los famosos cupcakes que tanto gustan a ese número, cada mayor, de adeptos y practicantes en esta materia.

Y os preguntareis que pintaba una mamá con sus hijos en un sitio como este…… yo también me lo pregunto, no creáis 😉 , pero desde que el año pasado probamos la experiencia Lucia y yo, nos hemos ido aficionando a eso de la decoración de galletas y tartas decoradas; nos tragamos todos los programas de la tele como “guerra de Cupcakes”, “tartas de bodas increíbles”,”dulces e increíbles”, las dos tenemos los sábados al medio día una cita con el sillón y una fanta de naranja o aperitivo mientras miramos con la boca abierta las maravillas que se pueden llegar a hacer; así que esta cita no nos la podíamos perder… me parecía un plan de los más dulce para pasar una mañana de domingo y aunque no se anuncia demasiado, teníamos el truquito de saber que siempre se celebra después de Semana Santa 😉

la foto-17

Yo siempre he sido una fanática de la papelería, papelería que se cruza por mi camino, papelería que no se me resiste, soy más peligrosa en un local de este tipo que una ludópata en el bingo y me da la impresión que aunque sea una negada en el mundo del pastel, si, soy de esas que sueño de vez en cuando con chocolate, bizcochos y galletas, he caído también en el vicio de las pastelerías.. así que el domingo pasado me he vuelto loca visitando stand tras stand buscando moldes originales, colorantes para hacer alguna tarta o decoración de galletas, o fondant para hacer decoraciones de galletas artísticas con mis enanos. 😉

la foto 1-24  la foto 2-21

la foto 2-22  la foto 3-23

No se para los expertos, pero para mí la variedad en cuanto a contenido fue genial, desde puestos con material de cocina, moldes, cortapastas, decoración de fiestas, libros de cocina, ingredientes de todo tipo, demostraciones (los cuales me ratificaron lo pésima que soy, aunque la voluntad la tengo al 100% 😦 ), cursos, alguna que otra degustación y alguna actividad para los niños (aunque tenía que ser con reserva previa)…..

Después de pasar la mañana con Manu y Jorge preguntándose como dos “machos” como ellos podían estar en un sitio tan cursi como ese y nosotras dos, como dos locas de las compras en el primer día de rebajas :), paseando, comprando alguna cosilla que otra y catando de todo, desde chocolates, galletas o algún cupcake, hasta gominolas de alguna osada vendedora de THERMOMIX cuyas expectativas de venta se desmonoraron en el  momento que la dije que mi hermana trabaja en el departamento de RRHH… pobre 😉 , Llegamos a una sola conclusión en la que coincidíamos los cuatro, ¡CUANTA CALIDAD HAY EN ESPAÑA EN EL TEMA DE REPOSTERIA!, La feria tenía una parte del espacio dedicada a concurso de decoración de tartas, galletas y cupcakes y no puedo decir otra cosa que…… OLÉ

la foto 4-18   la foto-18

la foto 5-14

Pero no creáis que mi post va de EXPOTARTA jajajaja, aun no nos hemos metido en el mundo culinario y creo que lo que es por mi parte nunca lo hacer para poder escribir entradas de este tipo, es simplemente el prologo a lo que vino después, una tarde repostera mano a mano con mi equipo, cómo me iba a librar de una tarde repostera después de la mañana que habíamos tenido…. 😦 así que me lie la manta a la cabeza y rebusque entre mis secretillos una tarta sencilla y rica que poder hacer en casa con los enanos.

¿Qué vamos a necesitar?

Vamos a hacer un tarta de galletas oreo fácil de hacer y que no necesita horno, ideal para hacer con nuestros pequeños chefs

¿Qué vamos a necesitar?

  • 300 g de galletas de oreo
  • 100 g demantequilla fundida
  • 200 ml de nata para montar
  • 250 g de chocolate  tipo Nestlé Postres (el tipo va según gustos, negro, con leche o blanco)
  • 50 g de mantequilla
  • 1 sobre de Cuajada (Veréis que la palabra sobre va subrayada y en un tamaño más grande…… Supongo que todos lo sabéis, pero como yo me encontré con una divertida sorpresa el día que le pedí a mi madre que me la comprara os lo digo, no es un yogur, es un sobre especial para repostería 🙂 )
  • 1 bolsa de Lacasitos

Bueno, menos charlar y más trabajar :), comenzamos por la base de la tarta……Y de todos los ingredientes que hemos puesto en la lista, vamos a necesitar en este paso

  • 300 g de galletas de oreo
  • 100 g demantequilla fundida

PASO 1: Partimos las galletas, con relleno incluido, en dos o más trocitos (depende de la habilidad o ganas de destrozar que tengas vuestros ayudantes). El resultado lo trituramos en la batidora, hasta que quede un polvillo sin grumos ya que será la base de la tarta.

_DSC0521  _DSC0530

_DSC0533

PASO 2: Mientras la mami, en este caso yo, derrite la mantequilla en el micro.

PASO 3: Una vez terminados los dos pasos mezclamos la mantequilla con las galletas trituradas.

_DSC0534

PASO 4: Ponemos en el molde la mezcla de galletas y mantequilla presionando bien para que quede bien sólida.

_DSC0536   _DSC0538

PASO 5: Metemos la base en el congelador un rato.

Superada la primera base, pasamos a la segunda, la preparación del relleno y los ingredientes que vamos a necesitar son:

  • 200 ml de nata para montar
  • 250 g de chocolate con leche tipo Nestlé Postres
  • 50 g demantequilla
  • 1 sobre de cuajada (por si se os ha pasado en la lista de ingredientes, tiene que ser sobre, no yogurt)

PASO 1: Ponemos la nata en un cazo, a fuego lento y removiendo hasta que hierva.

PASO 2: Cuando la nata esté en plena ebullición, la mamá la retira del fuego y los niños incorporan el chocolate troceado y la mantequilla.

_DSC0540

PASO 3: Removemos bien durante un par de minutos hasta que tengamos una crema homogénea.

_DSC0542

PASO 4: Añadimos sobre de Cuajada y volvemos a remover.

PASO 5: Sacamos la base del congelador y vertemos la mezcla sobre ella.

_DSC0544

PASO 6: Intentamos tener paciencia (sobre todo los peques) y dejamos reposar durante 5 minutos.

_DSC0549

PASO 7: SI queremos decorarla, cogemos los Lacasitos y dejamos a nuestros ayudantes preferidos bombardear la tarta a mansalva.

_DSC0553

PASO 8: Metemos en la nevera un par de horas antes de comerla.

PASO 9: Desmoldamos con mucho cuidado y….. Bon apetite!

 la foto-20

Consejo de mamá maruji en cuanto a la conservación. Para mi gusto, la tarta esta mejor si la conserváis en la nevera, sacadla un ratito antes de comerla y así podréis cortarla con más facilidad.

Y con esto y la tarta de oreo os dejo hasta la próxima, soy consciente de que no es una tarta al nivel de EXPOTARTA, pero está para chuparse los dedos 😉

Tarta de obleas

Bueno, bueno, bueno….. estoy encantada de escribir esta entrada, es de esos post que llevas meses mareando el cuando hacerlo , receta que  has leído en varios blogs de cocina a los que estás suscrita y que enseguida apuntas los pasos a seguir, pero que te parece tan sencilla de hacer que incluso te da miedo por si el resultado no es el mismo,   receta que nunca encuentras el momento para hacer por qué prefieres salir de casa con los enanos después de una semana de trabajo infernal a quedarte en casa.

Una receta sencilla y rápida, que podéis hacer con los niños sin problema y con la que seguro vais a pasar una tarde divertidísima. 🙂

Mmm…… solo con recordar los pasos se me hace la boca agua, pero antes de seguir, me veo en la obligación de daros un par de consejos.

Primer consejo: Esta receta no es apta para gente golosa que esté a dieta, o al menos para aquella gente que luego no le compensa su cargo de conciencia.

Puedes empezar (como hice yo) diciendo, “no pasa nada, tengo fuerza de voluntad, pero a medida que la cosa va avanzando, esa fuerza de voluntad, que normalmente esta sujeta por dos hilillos se ve superada por el lado oscuro, como le pasaba a Darth vader en Star Wars…. tu cabeza empieza a oír una voz en off  que dice…… Marta, soy tu conciencia… no pasa nada… no me voy a enfadar, come un poquito…, si no lo haces, lo próximo que te metas en la boca engordara el doble por el ansia contenida que tienes….” Tu fuerza de voluntad, empieza fuerte luchando contra la tentación, pero a medida que pasan los segundos (no seria sincera si dijera minutos…) se va doblegando  a la velocidad de la luz 🙂 y tu sin darte cuenta, vas buscando por los cuencos cualquier resquicio de sobras de chocolate, convenciéndote a ti misma, que lo haces para luego limpiar menos, pero eso es ¡¡¡¡¡¡MENTIRA!!!!!!!,  la realidad es que eres débil ante el chocolate y como toda persona golosa eres incapaz de resistirte.

Si sucumbes…. disfruta y no pienses en el después, que más da que ganes medio kilo o tardes una semana más en llegar a tu peso ideal, esta tarta es un manjar, tanto al prepararla como al disfrutarla después de terminada,  deja tu conciencia que se vaya de vacaciones un rato. 🙂

Segundo consejo:  Algunos lo habréis leído seguro , pero si  no lo habéis hecho, o por el contrario no lo recordáis, por favor, deberíais leer  mis consejos de “madre maruji” de las receta de galletas, si en esa  experiencia teníamos que tener paciencia, en ésta, tenemos que tener hasta humor, siendo conscientes de donde nos estamos metiendo antes de que sea demasiado tarde 😉

En esta tarta vamos a poder prescindir de ingredientes como la leche, la harina o el huevo, ingredientes, que a cualquier madre aterran pensando que le van a poner la cocina perdida, sobre todo si lo haces con niños, pero señores, lo de la suciedad  puede llegar  a ser igual o peor en esta aventura, os lo prometo 😉

Una vez avisados, que quien avisa no es traidor… empezamos con la faena.

Ingredientes

  1. Obleas.
  2. Nocilla o Nutella ( en bastante cantidad, un par de packs ahorro que venden ahora, mejor que sobre que no que falte).
  3. La casitos de colores.

Utensilios que vamos a necesitar.

  1. Un plato.
  2. Pincel de cocina o espátula.
  3. Y si somos de esos que pecan un poco de perfeccionistas añadiría un molde de bizcocho de esos que se desmontan por el lado que sea del tamaño de la oblea.

No, no se me olvida ninguno,  con solo eso vamos a hacer una tarta que sorprenderá a grandes y pequeños y por no necesitar, no vamos a necesitar ni horno….

¿No estáis igual de ansiosos como yo en su día, cuando leí la receta?, Dios mío, es una receta para “imperfectos de la cocina”. Yo no soy nada fuera de lo normal en la cocina, antes de casarme no pasaba de una ensalada o pasta, por no hacer no hacia ni una tortilla francesa o un huevo frito… pero cuando me casé y sobre todo, cuando fui mamá llegué a la conclusión de que tenía que aprender a defenderme en este mundillo ya que no podía alimentar a mis enanos de pasta jajaja.

Pero igual que digo que en lo salado voy haciendo mis pinitos, tengo que reconocer que en el campo de lo dulce tengo mucho que aprender, Pilar, mi prima, si que es un as en esto de la repostería, hace unas tartas de fondant maravillosas y siempre estoy animándola para que monte su propio negocio,  pero yo en cambio, no  soy mas que un cinquillo, no controlo los tiempos del horno y la thermomix para mi es un mundo extraterrestre.

Si tengo que decir que he encontrado una  única dificultad al hacer esta tarta, encontrar las dichosas obleas 😦 …… Cuando aun no teníamos pensado hacerla encontrábamos las obleas en cualquier panadería o grande superficie, pero una vez que decidimos ponernos con ella este Lunes, ( a Jorge le apetecía un montón y estaba dando la tabarra desde hacia más de una semana), he podido comprobar lo que es eso que se dice que  una madre hace lo que sea  por sus hijos…..

Salí de trabajar a mi hora, cosa rara en mi que aunque tengo reducción de jornada, el trabajo sigue siendo el mismo,  cogí el coche y corriendo fui al corte inglés, ultimo sitio que  las habíamos visto hacia unos días pero que no compré por miedo a que se fuera la euforia del momento y acabaran secándose en la alacena de la cocina, busqué y busqué sección por sección, pero no nada, fui a Alcampo, a Mercadona, a Lidl, perdiendo  en cada uno de ellos un poquito la esperanza y buscando una excusa que  poder contar a los peques si al final su mami fallaba, pero finalmente en el Sánchez Romero de al lado de casa y después de casi dos horas, encontré las ansiadas obleas.

la foto-12

La cara de los niños cuando puse los ingredientes en la mesa casi me dieron miedo, parecían el lobo feroz salivando cuando vio a los tres cerditos, pero mi sensación de miedo pasó a terror cuando, a medida que iba explicándoles como lo íbamos a hacer  su sonrisa se iba convirtiendo en la que Daniel el travieso ponía en sus películas cuando la iba a liar, pero aun así, una, que es valiente y un poquito inconsciente se lanzó al coso a lidiar  este toro de Mihura.

Cogimos la receta y  nos pusimos manos a la obra.

  • Sacamos la nocilla del bote, la pusimos en un plato, la calentamos en el microondas un minuto a 320 grados para que quedase semi liquida y pudiéramos manipularla con mas facilidad.

la foto 2-13  la foto 1-17

  • Pusimos un poco de nocilla en el plato para que ayudar a fijar la base de la tarta.
  • Pegamos la primera oblea en el plato.

la foto 2-14

  • Con el pincel untamos de nocilla la oblea y pegamos otra encima.

la foto 3-17

  • Este  último paso lo repetimos con tantas obleas como quisimos añadir. (cuantas más obleas pongáis, más llamativa queda la tarta).

la foto 4-14  la foto 1-16

  • Después de alguna peleílla entre hermanos y alguna  batalla perdida contra mi fuerza de voluntad,  casi si darnos cuenta, ya habíamos  terminado y pusimos la ultima oblea, llegando así a la parte más divertida para todos, vertimos la nocilla en abundancia por encima de la tarta y después ellos  la decoraron con lacasitos de colores (cuidado que si es por ellos cubren toda la tarta  formando un campo de minas multicolor).

la foto 1-18 la foto 2-15

la foto 3-18  la foto 4-15

la foto 2-12  la foto 3-16

  • Cuando la nocilla estaba un poco mas fría y espesa desmontamos el molde  untamos la nocilla por los laterales para cubrirla completamente, disimulando, las posibles irregularidades de las obleas.

La metimos en el Frigo y después de una horita estuvo lista para comer.

la foto 4-13  la foto 5-10

Estábamos tan orgullosos de nuestra tarta que empezamos a mandar fotos por Watsapp con el resultado tanto a familia como a amigos y enseguida comenzó una lluvia de respuestas pidiendo la receta, acusándonos de haber levantado la veda para los antojos de alguna embaraza y de alguna otra que no lo está .

Esto es lo que ha quedado 24 horas después (tranquilos, no lo hemos comido todo en casa) por lo que creo que es de buenas personas compartir cosas que se cree que van a  hacer feliz al resto, yo creo que esta tarta puede ser una de esas así que……. Espero que la disfrutéis y me contéis el resultado!

la foto-13

Bs